Año Nuevo! Peso Nuevo!


El año nuevo y el pensar en perder peso de nuevo ¿Quieres lamentarte esta Navidad? ¿Harás caso omiso de la dieta y comerás lo que quieres y cuando quieras? ¿La ropa ya la sientes un poco apretada alrededor de la cintura? Podría ser hora de comenzar una nueva dieta.

Millones de nosotros hemos comido en exceso y de todos los alimentos equivocados durante las temporadas festivas; Pastel de Navidad, tronco de Navidad y no olvidar las diferentes cremas que podemos verter sobre ellos sin sentirnos culpable. Cuántas veces bebes grandes cantidades de alcohol? Luego, vuelves a trabajar y te encuentras tomando el ascensor a la oficina en lugar de usar las escaleras, porque simplemente no tienes la energía para caminar te das cuenta que tienes que hacer algo al respecto y a la cintura que se encuentra en expansión.

Volver a estar en forma es muy difícil después de la temporada festiva. Probablemente pasó todo el tiempo sin preocuparte de lo que estabas comiendo. Pero ahora necesitas empezar a pensar de nuevo.

¿Por qué quieres bajar de peso? ¿Cuánto peso sientes que necesitas perder? ¿Necesitas bajar algunas libras para que la ropa en tu cintura no este de pellizcar? Tus ropas están quedándote un poco apretadas en la cintura y no te sientes muy cómodo en ese momento. Has decidido empezar tu nuevo año con un plan para perder peso y hacer ejercicio.

He aquí cómo puedes hacerlo bien: –

Fíjate un objetivo. Reservarte un día de fiesta, de esa manera te pones una meta. Has reservado tus vacaciones de verano, así que sabes que tienes 6 meses para ponerte en forma. Quieres lucir bien en la playa y en la piscina. Tu sabes que en el momento en que te vas de vacaciones te vas a sentir mucho mejor por haber perdido peso.

No te peses todos los días. Pésate una vez a la semana, a la misma hora y con la misma cantidad de ropa, (alguna personas tienden a pesarse sin nada de ropa y tan pronto como salen de la cama por la mañana). Esto se debe a que tu peso fluctúa durante la semana y depende de lo mucho que hayas comido, cuánto líquido has bebido o has ido al baño y lo mucho que has sudado.

Come de forma saludable. Asegúrate de que comes una dieta baja en grasas con abundantes frutas y verduras, por lo menos 5 porciones al día

Bebe mucha agua. También es necesario beber al menos 8 vasos de agua al día. Esto te ayudará a mantenerte hidratado y evitas padecer dolores de cabeza y mareos. Te ayuda a mantener la sensación de saciedad y te detienes a picar entre horas.

Bebe alcohol con moderación. 1-2 vasos de vino está muy bien, pero como tienen calorías y tendrás que asegurarte de agregarlo en tu ingesta diaria de calorías.

Haz ejercicio regularmente. El peso no permanecerá controlado si no haces ejercicio. No tienes que ir al gimnasio, todo el mundo puede permitirse el lujo de hacer ejercicio. Si no estás demasiado lejos para ir a trabajar, camina en lugar de tomar el auto. Encamina a los niños a la escuela o saca al perro a pasear. Baila algo de tu música favorita; consigue prestado un DVD de ejercicios con algún amigo y lo sigues, consigue una cuerda de saltar y salta en tu patio trasero, la lista es interminable.

Recuerda que tu cuerpo sólo quema las calorías si haces ejercicio con regularidad.

Carlos Correa Coaching

En tu camino a una mejor calidad de vida!

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: